jueves, 3 de noviembre de 2016

Mesas sensoriales

"Aunque es difícil definir con claridad qué se entiende por dimensión estética,… creo que se trata de una actitud cotidiana, una relación empática y sensible con el entorno, un hilo que conecta y ata las cosas entre sí, un aire que lleva a preferir un gesto a otro, a seleccionar un objeto, a elegir un color, un pensamiento; elecciones en las que se percibe armonía, cuidado, placer para la mente y para los sentidos...".
                                                                                                                                                              Vea Vecchi












      

       






domingo, 6 de marzo de 2016

Disfrutando del juego con olor a pan, relacionándonos con los objetos y sobre todo con los iguales , con aquellos que como dice Vicenç Arnaiz "llenamos nuestros huecos". Crear con placer, sin tensión, sin miedo al fracaso, concentrado, satisfecho , ayuda a su desarrollo, a su crecimiento. Juego simbólico en un terreno libre, lleno de oportunidades de transformación lúdica de la realidad. Construir con códigos diferentes , re-descubriendo, en nuevos espacios. Creando relaciones , enlaces entre los objetos, conexiones que le transportan a un mundo imaginario llenos de placer.

Elementos dinámicos, estáticos, colores diferentes ...pueden transformar el espacio de nuevo, creando lugares mágicos e inquietantes , alrededor de los cuales poder alterar la normalidad que nos invade cada día en las aulas.Las transformaciones del espacio en nuestro cubo pueden ser tantas !!! Entradas,linternas, CDs ...objetos que conforman umbrales, como el interior misterioso, que puede conducir a otro mundo del cual son limite y acceso , que reencontramos en los espejismos mágicos que hacen los discos.Reflejos de luz y de imagen , descubrir sus rostros y los de los otros en un espacio fantásticos.

Acompañar observando estos procesos de conocimiento jugando con los materiales y el espacio , es una de las satisfacciones más grandes que me da mi escuela. Crear escenarios de juego en pasillos, convertir espacios de paso en lugar donde podemos disfrutar todas las edades desde los niños de dos años hasta los de seis, se convierten en territorios conquistados. Un lugar de reencuentro, donde surgen búsquedas de intereses comunes y diferentes. la presencia de la sal , equivalente a la arena, hace posible un juego placentero y relajado, con posibilidad de movimiento libre, respetando la necesidad del niño. Al deambulear por el espacio lo transforma y se apropia estéticamente de él. El niño habita el espacio y le da sentido, simboliza trenes, coches... con coladores. Crea dando sentido, se comunica con su igual, realiza acuerdos y organiza el espacio bajo su independencia respecto a el adulto, que aquí, es un acompañante.

En este viaje al cubo, conquistamos un nuevo espacio construyendo y creando con objetos diferentes (fosforescentes), diseñando nuevos territorios de juego.Cuidamos el ambiente , los objetos,la estética surge, forma parte de la vida, emerge en la escuela a partir de un dialogo con los objetos. Aquí, el cubo, como diría Alfredo Hoyuelos , "cumple para el educador las tres funciones primordiales complementarias:por una parte, construir ámbitos habitables , por otra, construir escenarios de juegos espaciales y por último , observar atentamente como los niños se desenvuelven en dichos escenarios"

domingo, 28 de febrero de 2016

REDES VISIBLES-CRUCE DE AFECTOS


Un espacio donde sumergirnos con los cinco sentidos, un tiempo para la escucha mutua, para la creación conjunta.
Creamos poesía anudada, creamos un adiós para unas compañeras que nos dejan pero que están dentro de todos nosotros, que nos han hecho vivir una experiencia transformadora, que nos han acompañado en este camino hacia la memoria, hacia el crecimiento.


Una geometría sin aristas, circular, donde se tejen afectos, donde el imaginario se estira y encoge, se ata y enreda con la sabiduría emocional del acompañamiento.


















martes, 9 de febrero de 2016

carnaval

El carnaval supone un momento especial para los niños. Por una parte, es una buena motivación para trabajar contenidos del currículo de muy diversas formas, por otra, en los niños se despiertan sentimientos, emociones y necesidades que son tan importantes o más. En ocasiones este es un buen momento para sacar los trajes "comerciales" y la escuela pasa a ser un observatorio de las desigualdades. Como dice Félix López Sánchez somos emocionales, tenemos afectos y el mundo emocional es muy complejo .En estas relaciones emocionales nos jugamos el bienestar y una oportunidad para sentirnos iguales. Somos muy vulnerables y podemos sufrir inútilmente cuando en las relaciones nos hacemos daño marcando diferencias. Mi corazón empático hizo que pensara en este escenario, necesite compartir mis emociones, ¡qué mejor que vivirlas juntas! Participar en la fiesta de la misma forma pudiendo ser pirata , princesa,... cazador o lobo, tanto un niño como una niña. Pretendí dar la oportunidad de poder inventar jugando libremente y acompañado de amigos Construir un auto concepto saludable, crear más de un juego con el mismo objeto lo importante es "no ser los propietarios de disfraces " si no que exista una igualdad de oportunidades entre los sexos ,capacidad económica o cultural. Aunque en esta edad los niños y niñas no son autónomos debemos, desde la educación como consumidor, desarrollar en ellos actitudes críticas por la influencia publicitaria. Mediante este juego hemos intentado trabajar la construcción del auto concepto y la autoestima evitando la aceptación de roles y estereotipos, valores o comportamientos sexistas. Tratando la maternidad y paternidad, así como las tareas domesticas como tareas compartidas aceptando la propia identidad sexual y de las diferencias y características de los demás.

miércoles, 3 de febrero de 2016

Ser o no ser

El carnaval es fiesta ¿y eso es por definición “positivo”?

¿Se le puede dar sentido pedagógico a una fiesta, descontextualizando tradiciones? ¿Es ético “enmascararla” con objetivos y contenidos?

Desde el hilo de la CreAcción hemos querido hacer una celebración comunitaria de encuentro y reencuentro, de transformación simbólica de la realidad, creando un espacio lúdico donde “ser y no ser” depende de uno mismo, no de una decisión externa atada a convencionalismos.

Hemos querido celebrar la universalidad, la libertad, la igualdad.
Hemos querido ir a las raíces ancestrales de esta fiesta.

Feliz carnaval con o sin máscaras, con o sin disfraces.